Su anuncio aquí, espacio disponible
Su anuncio aquí, espacio disponible
Su anuncio aquí, espacio disponible
Previous
Next

SALCEDO TIENE SU PROPIO ENCANTADOR DE PERROS

SALCEDO TIENE SU PROPIO ENCANTADOR DE PERROS

Foto: Los entrenamientos de los canes son diarios.

Imaginar que el comportamiento agresivo, tímido e incluso travieso de un perro se puede corregir parecería imposible, pero en la escuela canina Vom House Espinel se demuestra que esto no es así, gracias a la guía de su director, Fernando Espinel, quien se ha dedicado a entrenar y mejorar la conducta canina por más de 30 años.

Espinel es sargento en servicio pasivo y dentro de su carrera se especializó en la guía de perros desde el año 1992, desde entonces fue mejorando su técnica gracias a que tuvo la oportunidad de viajar y capacitarse en escuelas formativas de Argentina, Brasil, Bolivia y Perú, allí aprendió métodos de detección de minas y rescate, aprovechando el buen olfato e inteligencia de los canes.

Después de retirarse, decidió emprender con su propia escuela de entrenamiento, es así que tras varios esfuerzos logró consolidar su sueño en la parroquia Mulliquindil, barrio San Isidro Nuevo, donde tiene el espacio suficientes para instruir a sus alumnos juntos a sus amos sobre adiestramiento y corrección de conducta.

Entre los estudiantes está Ruso, un perro mestizo de la parroquia Antonio José Holguín, quien le provocó a su propietaria más de un dolor de cabeza, debido a que se acostumbró a matar y comer gallinas, tras varias semanas de permanecer en entrenamiento ahora convive con estas aves sin que ni siquiera les toque una pluma.

“Los perros deben dejar de ser vistos como mascotas ya que son un miembro más de la familia, por ello tienen derecho a la educación”, aclara Espinel, además, recomendó que es importante que un perro sea instruido en obediencia a partir de los siete meses, cuando ya tenga sus vacunas y toda su dentadura completa.

Los alumnos que llegan a esta escuela primero reciben Entrenamiento Básico, en el que aprenden a sentarse, acostarse, caminar, trotar, ir a paso lento, dar la pata, echarse y saludar; mientras que en el siguiente curso que es Obediencia Avanzada son instruidos como perros de seguridad para dar protección a personas y viviendas.

Ser parte de una demostración evidencia que Espinel tiene un total dominio sobre los canes, pues sin importar la raza, obedecen a todas sus órdenes, “Nosotros realizamos presentaciones caninas todos los domingos a las 10:00, pueden venir y observar nuestro trabajo para que sepan todo lo que realizamos”, dijo.

Desde el más pequeño hasta el más grande de esta familia está dedicada a este arte, pues incluso su segunda hija está combinando la estimulación temprana con la canoterapia.

Aliados estratégicos

Noticias Relacionadas

Abrir chat
1
Necesitas ayuda?
Contáctate con nosotros
Hola, en qué podemos ayudarte?