NAVIDAD 2021

Nelson Sánchez

Foto: Nelson Sánchez, abogado en libre ejercicio

Siempre que llega la Navidad me gusta recordar el verdadero sentido de la celebración, y es la que se define en cuanto al nacimiento de un hombre que partió la historia en dos, y vino con un mensaje de rebeldía, en el cual decía que es más importante el amor que el dinero, que son más grandes los que menos tienen, en contraposición con los ricos y poderosos, pues de los primeros será el reino de los cielos.

No sabemos en qué momento todo cambió, y se convirtió en una fecha completamente comercial, en la cual lo más importante son los regalos, la publicidad nos invade diciendo que la mejor forma de demostrar el amor por alguien es comprando el obsequio más costoso, y tenemos una variedad enorme de opciones, que ahora incluyen la compra en el exterior y que te lleguen los paquetes a través de Courier.

Este año ha sido muy complicado, la gran ola del Covid llegó a nuestra ciudad de Latacunga, y tuvo su punto máximo en abril, gran cantidad de familiares, amigos y conocidos fallecieron, hubo una época desdichada donde cada día debíamos entregar una nota de condolencia, no existía espacio en los hospitales estatales y tampoco en la clínicas privadas, los gastos por tratar de mantener con vida a los allegados eran exorbitantes y cuando lamentablemente existía un fallecimiento ni siquiera se podía acompañar a los deudos sino de manera virtual, lo cual hacía más doloroso el proceso.

A la par de estos momentos difíciles, el aspecto económico tampoco fue el mejor, existió una contracción del mercado, una subida de precios en los insumos agrícolas, por el aumento del precio del petróleo, y sobre todo el problema en los principales puertos del mundo que no están cumpliendo con los horarios normales y no tienen todo el personal operativo para trabajar.

El haber llegado con salud y vida a estas fechas, nos hace sentir que somos bendecidos, y en eso se traduce lo que decía al principio de este editorial, regresemos al verdadero sentido de la fiesta, hemos visto que ni todo el dinero del dinero del mundo puede comprar la vida y salud, muchas personas a pesar de tener la suficiente capacidad económica para realizar los mejores regalos del mundo, no lograron superar el virus.

Aprovechemos los momentos para reflexionar y repensar nuestras vidas, tenemos una nueva oportunidad, pensemos en lo realmente importante y sigamos el ejemplo del cumpleañero de la fecha, el niño Jesús.

Publicidad

Noticias Relacionadas

Abrir chat
1
Necesitas ayuda?
Contáctate con nosotros
Hola, en qué podemos ayudarte?